Conseguir un golpe limpio

Para muchos, la clave del éxito en los golpes desde la arena se encuentra en la capacidad para realizar lo que se denomina un “golpe limpio”, es decir, pegar a la bola sin levantar excesiva arena.

Un golpe limpio le permitirá imprimir a la bola toda la potencia del impacto y, en consecuencia, su vuelo será mayor y alcanzará más distancia. Si coge arena, la capacidad para mover la bola se verá reducida prácticamente a la nada… Así, cuando se encuentre en un búnker alejado del green debe intentar “olvidar” lo aprendido para golpear desde un búnker de green y actuar casi al contrario.

Si en un búnker de green lo importante es golpear primero a la arena y después pasar el palo, en el de fairway lo importante es que golpee primero a la bola y después a la arena. De esta forma apenas se levantará arena y, de ahí, el nombre de “golpe limpio”.

Para conseguir este golpe limpio, existen ciertos “trucos”:
– Colóquese a la bola con la punta de la cabeza del palo, no con la parte central de la cara. De esta forma será más complicado que pueda coger arena primero. En este sentido conviene saber que existen dos formas de jugar la bola con la punta del palo:
– Colocándose dos o tres centímetros más lejos de la bola.
– Mantener la distancia de colocación pero agarrar el palo más corto, por la parte inferior del grip
– Mantenga sus piernas y sus pies muy relajados. Los pies actuarán como simples ventosas para mantenerle sujeto al suelo, pero no influirán de ninguna otra forma en el golpe. Intente que sea su pecho el encargado de imprimir potencia al golpe.
– Realice un swing algo más vertical, procurando entrar con el palo de arriba hacia abajo. El peso quedará mínimamente desplazado hacia la izquierda.
– Intente moverse lo menos posible. En esto, ayuda a coger el palo algo más corto de lo que lo haría habitualmente y tratar de hacer un swing suave.

Bola en el talud

imageQue su bola caiga en el búnker nunca es una buena noticia, pero si además tiene la mala suerte de que “aterriza” justo en el talud, la cosa se pondrá aún más negra.

En una situación de este tipo, conviene que sepa cómo hay que “atacar” a la bola para conseguir un golpe, cuando menos, correcto.

Los pasos a seguir son:
– Para colocarse a la bola, póngase en la parte superior del búnker, fuera de él y desde allí baje el pie derecho, prensando con él la arena para que quede lo más firme posible y no perder estabilidad. El pie izquierdo queda fuera del búnker y será necesario que doble la rodilla izquierda para mantener el equilibrio (la postura en principio es, cuanto menos, incómoda).
– La bola estará posicionada bajo el hombro izquierdo.
– Abra la cara del palo y apunte con el cuerpo ligeramente hacia la derecha del objetivo.
– Baje el hombro derecho hasta que ambos hombros formen una línea paralela con la pendiente del talud.
– Lleve el palo hacia atrás, formando una “V” respecto al talud y golpee con fuerza, justo detrás de la bola. Si realiza correctamente todos estos pasos, lo normal es que el simple impacto con la arena provoque que la bola salga hacia arriba, fuera del búnker.

Ud. puede jugar con vaqueros al golf.

Por supuesto que si, hay algunas ocaciones en que a ud le está permitido jugar al golf en vaqueros.

Las reglas universales de cortesía en el golf dicen lo contrario, y asi lo han entendido todos los clubs de golf o las instituciones deportivas que tienen canchas de golf.

Entonces, ¿Cuando puedo jugar con jeans?

Bueno, eso es facil de entender. Solo siga éstas indicaciones.Screen Shot

  • Cuando ud. es Tiger Woods y está jugando en la Antártida
  • Cuando usted es Michael Jordan.
  • Cuando usted está jugando en un torneo de golf de disfraces y que se vista como uno de los Village People.
  • Cuando usted está jugando golf solo y no hay ninguna otra persona en el campo debido a un desastre natural inminente.
  • Cuando sus pantalones vaqueros no son de color denim y están hechas de un tejido más flexible  y ligero . (En otras palabras, cuando los pantalones no son realmente los pantalones vaqueros)
  • Cuando haya llegado al campo de golf directamente desde el set de “Homewreckers.”
  • Cuando usted es un agente de policía vestido de civil en la búsqueda de un ladrón de bancos y acaba de correr a través de la quinta calle. (También cuando usted es un ladrón de bancos siendo perseguido por un policía vestido de civil)
  • Cuando su pareja ha amenazado a los demás miembros de su grupo de cuatro personas con un hierro 6 y ud. está allí para entregarle sus medicinas.

Como ud puede ver, el golf es flexible. Sus reglas son únicas. Aqui gana el que hace menos puntos, es menos bueno el que tiene un HC más alto. Si ud tiene HC O, está dentro de los mejores. Cada jugador debe aportar su propio equipo.

Asi que ya lo sabe. Está permitido jugar con jeans, pero siga estrictamente estas reglas.

British Open, el major con más historia

clip_image002Y se fue tercer Major de la temporada, el Abierto Británico que se disputó este año en el mítico recorrido de St. Andrews alcanza su 144 edición.

Por ello a continuación hacemos un repaso al torneo más antiguo del calendario, repasaremos su recorrido, su historia, los datos más interesantes, … etc.

BREVE HISTORIA

El torneo se celebró por primera vez el 17 de octubre de 1860 por lo que este año cumplió 155 años (se celebraron 144 ediciones ya que en los periodos 1915-1919 y 1940-1945 no se disputó el torneo debido a las dos grandes guerras mundiales).

Esta primera edición contaba únicamente con golfistas profesionales, y solamente ocho de ellos participaron, jugando 3 rondas en el recorrido de 12 hoyos del club en un solo día. El primer ganador fue el escocés Willie Park que se proclamó campeón sobre los 12 hoyos del campo de Prestwick.

Park fue el primero que se abrochó el cinturón que, en los primeros años de existencia del Open, hasta 1870, distinguía al campeón. Ese cinto, de cuero rojo marroquí con hebilla de plata con incrustaciones, fue la aportación de dos hombres que contribuyeron de forma decisiva a la creación del torneo de golf que con el tiempo se haría el más emblemático de Europa.

En la siguiente edición, el torneo abrió sus puertas a los jugadores amateurs, y en ella participaron 18 jugadores (10 profesionales y 8 amateurs). El Open siempre ha estado dominado por los jugadores profesionales, dándose unicamente seis victorias de jugadores amateurs (todas ellas entre 1890 y 1930).

En 1892 el torneo dobló su duración, pasando de 36 a 72 hoyos, en cuatro rondas de 18 hoyos. Debido al gran número de participantes que atrajo el torneo, la organización decidió introducir el “corte” después de dos rondas en la edición de 1898.

clip_image004SEDES DEL TORNEO

El Open Championship se celebra cada año desde 1860 en alguno de los prestigiosos clubes de golf del Reino Unido y es dirigido (desde 1920) por The Royal and Ancient Golf Club of St Andrews, independientemente del lugar en que se juegue. El torneo se juega siempre en un links, o campo de golf situado en una zona costera, y que se caracteriza por ser una zona donde predominan las dunas de arena.

Durante los diez primeros años de existencia del torneo (1860- 1870) el British Open se celebró en el Prestwick Golf Club. Desde 1872, la sede del torneo ha ido rotando entre varios clubes. Inicialmente sólo había tres clubes en la rotación: el Prestwick, St Andrews y Musselburgh. En 1893 se unieron el Royal St George’s y el Royal Liverpool Golf Club. Desde entonces un puñado de clubes se han ido sumando a estas sedes, y algunas de las que ya estaban han salido del grupo. Un factor común en todas las sedes es que cuentan con un recorrido de tipo links. En los últimos años, la rotación ha seguido el patrón de ir alternando la sede entre clubes de Escocia e Inglaterra. Sin embargo, la sede de St Andrews suele acoger el torneo cada cinco años aproximadamente, independientemente de a quien le toque el turno. Las sedes del torneo son elegidas por The Royal & Ancient Golf Club cada cinco años.

Actualmente en el sistema de rotación existen nueve campos:

* Old Course, St. Andrews: En 1873, la llamada “Casa del Golf” se convirtió en la segunda sede del torneo. Actualmente, lo acoge mucho más a menudo que el resto de las sedes.

* Muirfield, Escocia: Muirfield es un campo privado construido por el “The Honourable Company of Edinburgh

Golfers”, uno de los tres clubes que dirigieron el torneo entre 1870 y 1880. Esta sede acogió el Open por primera vez en 1892, sólo nueve meses después de haberse inaugurado.

* Royal St George’s Golf Club: Situado en la ciudad de Sandwich, en el condado de Kent, acogió la primera edición del torneo fuera de Escocia en 1894.

* Royal Liverpool Golf Club: Sede del “Royal Liverpool Golf Club”, conocido también como “Hoylake”, se unió a la rotación en 1897 y acogió 10 ediciones hasta 1967. Después de 39 años de ausencia, acogió la edición de 2006.

clip_image006* Royal Troon Golf Club, Old Course: Esta sede se unió a la rotación en 1923.

* Royal Lytham & St Annes Golf Club: Este campo británico ha acogido el torneo desde 1926.

* Carnoustie Golf Links, Championship Course: Otra sede escocesa, que acogió el torneo por primera vez en 1931 y que se sumó a la rotación en 1999 después de varias décadas de exclusión.

* Royal Birkdale Golf Club: Sede británica que está en la rotación desde 1954.

* The Westin Turnberry Resort, Ailsa Course: Sede en la costa oeste de Escocia que ha acogido el Open en 1977, 1986 y 1994 y que lo acogerá en 2009.

ST. ANDREWS

Contando el de 2015 se habrán jugado 29 Abiertos Británicos en el Old Course de St Andrews, se trata por tanto del recorrido que más veces ha acogido el torneo (Prestwick sumó 24 ediciones) El primero se jugó en 1873 con victoria de Tom Kidd. El último lo ganó Louis Oosthuizen en 2010.

Desde 1990 el British Open se discuputa en St. Andrews cada cinco años de forma sistemática. En las 28 ediciones que ya se han disputado en el Old course se han dado 23 ganadores dieferentes, cinco jugadores repitieron triunfo en este escenario: Bob Martin (1876 y 1885), J. H. Taylor (1895 y 1900), James Braid (1905 y 1910), Jack Nicklaus (1970 y clip_image0071978) y Tiger Woods (2000 y 2005). Nadie ha ganado por tanto tres British en la “cuna del golf”.

Sin duda destacan especialmente dentro del recorrido del Old Course sus 112 trampas de arena, estos famosos obstáculos juegan un papel fundamental en los resultados de las vueltas por tanto esquivar la arena o salir de ella a la primera es crucial para sobrevivir en St Andrews.

No encontraremos bunkers ni el primer hoyo ni en el último pero los dieciséis hoyos restantes están plagados de trampas de todos los tamaños. Es muy fácil caer enterrado en algún bunker legendario, ya sea en los ataúdes a la izquierda del 13, en el del Infierno del 14 o en el “destrozavueltas” del 17. Repasamos a continuación los más famosos:

Hoyo nº 5 Las Gafas (Spectacles)

Los bunkers de las Gafas se encuentran en el primer par 5 del Old Course. Son dos pequeños pot bunkers muy profundos situados unos 55 metros antes del green (el golpe de bunker más difícil del golf) a ambos lados de la calle.

La mayoría de los aficionados y los profesionales más cortos juegan a colocar el segundo golpe antes de las Gafas y para dejarse un tercer golpe corto a un green en alto. Sin embargo no entran en juego para los profesionales que tiran a green de dos.

Hoyo nº 11 Strath

El 11, para muchos el par 3 más difícil del Old Course, está rodeado de bunkers, entre ellos el Strath que defiende el green por el centro derecha. La bandera tradicional del domingo en el Abierto Británico está justo encima del Strath que se traga cualquier bola un poco justa de fuerza.

clip_image009Hoyo nº 13 Los Ataúdes (Coffins)

Este grupo de tres bunkers, casi tan mortales como su nombre, corta la calle del 13 a 274 metros del tee de profesionales. Es vital evitar los Ataúdes en este difícil par 4 de 425 metros. Los pegadores largos y rectos tiran por encima de los Ataúdes y ligeramente por la izquierda. La mínima desviación se paga caro.

Hoyo nº 14 El Infierno (Hell)

Es uno de los bunkers más grandes y con peor reputación del Old Course. Con sus 300 metros cuadrados y sus tres metros de profundidad, el bunker del Infierno ha causado problemas a los mejores jugadores de la historia. Jack Nicklaus cayó en el Infierno en el Abierto Británico del 2000 y terminó haciendo un diez en ese par 5…

Hoyo nº 17 El bunker de la Carretera (Road)

Este pot bunker infernal situado delante del lado izquierdo del green del 17 es uno de los símbolos más icónicos del Old Course. En 1978 fue rebautizado como “Las arenas de Nakajima” cuando al japonés Tsuneyuki Nakajima, colíder el tercer día del Abierto Británico, le costó cuatro golpes salir de él.

clip_image011DATOS Y RECORDS DEL TORNEO

Por último recogemos aquí algunos datos curiosos y records del torno:

• Ganador de mayor edad: Tom Morris, Sr. con 46 años y 99 días (1867).

• Ganador más joven: Tom Morris, Jr. con 17 años, 5 meses y 28 días (1868).

• Mayor número de victorias: Harry Vardon con 6 (1896, 1898, 1899, 1903, 1911 y 1914).

• Menor tanteo absoluto en 72 hoyos: Greg Norman( -68-69-64 = 267) en 1993.

• Menor tanteo con relación al par en 72 hoyos: -19; Tiger Woods (67-66-67-69 = 269) en 2000.

• Mayor margen de victoria: 13 golpes (Tom Morris Sr. en 1862)

• El último ganador de dos jarras de clarete en St Andrews fue Tiger Woods en 2000 y 2005.

• En 2010 Rory McIlroy empezó el torneo con 63 (-9), la primera vuelta más baja de la historia del Abierto Británico.

• Tom Watson hizo este año su última aparición en el Abierto Británico. Watson, tiene cinco jarras de clarete pero ninguna ganada en St Andrews.

• El escocés Sandy Lyle (gandor en 1985) cumplió este año 40 participaciones en el Open Británico, hizo su primera aparición en 1974 a los 16 años y en 1977 la segunda como amateur. Al año siguiente jugó como profesional y no se ha perdido ningún Abierto Británico desde entonces.

Aprenda a repetir su putt

puttUn buen putting consistente requiere de un movimiento consistente. Por lo general, los aficionados sólo usan sus manos y sus brazos. Esto lleva a un contacto inconstante que a la vez dificulta controlar la velocidad sobre los greens.

Algunas veces es eficaz, pero difícil de repetir. Lo ideal es lograr que las manos y los brazos trabajen en conjunto con el pecho y los hombros para controlar el movimiento del putter y mantener la cara en escuadra a su recorrido.

Este es un gran ejercicio para incorporar un golpe unificado. Tome una botella de agua vacía y ubíquela entre sus bíceps derechos y las costillas. Prepárese para jugar el putt como lo haría normalmente y ejecute el golpe mientras mantiene la presión sobre la botella de agua.

Casi inmediatamente debería sentir una conexión distintiva entre el movimiento de la parte superior del cuerpo con el movimiento de sus manos y sus brazos. Siga usando este ejercicio y logrará unificar el golpe para ejecutar putts golpeados más sólidamente.

Mejore su golpe de putt

golf-putting-swingEl golpe de putt no requiere una gran fuerza física y además es un golpe totalmente individual, es decir, cada jugador tiene su propia forma de patear. No existe una forma preestablecida sino todo lo contrario: cada jugador puede y debe hacerlo conforme con su estilo.

En cuanto a la técnica, puede decirse que el put es igual que cualquier otro golpe en lo referente a la necesidad de adoptar una posición correcta antes de hacerlo efectivo. Lo más importante es tener la cara del palo perpendicular a la línea del hoyo en el momento del impacto y mantener las manos unidas (éstas deben trabajar juntas, evitando que una ejerza más fuerza que otra); lo recomendable es  además que mantenga los hombros paralelos al hoyo.

Lea esta de consejos que le serán de utilidad ante diversas situaciones de putt:

– No se complique con teorías sobre la técnica más correcta de coger el palo o de golpear, piense que lo más importante es embocar la bola y que si lo consigue dará igual cómo haya realizado el golpe.

– No golpee la bola mientras no esté plenamente seguro de encontrarse en las mejores condiciones para hacerlo.

En numerosas ocasiones el derroche de tiempo que dedican los profesionales a analizar el green antes de cada golpe; se pasean, miran el hoyo desde delante y desde detrás, analizan la hierba… todo esto tiene un porqué y se basa en la necesidad de estar plenamente convencido del golpe antes de decidirse a darlo.

– Cuando haya decido golpear, hágalo firmemente, consciente de todas las posibles consecuencias. Acelere la cabeza del hierro sin miedo.

– En caso de tratarse de una distancia superior a diez metros, lo aconsejable que se mantenga erguido, con las muñecas rectas; no se incline hacia la bola porque eso aumenta la posibilidad de que se quede corto con el putt.

– En putts largos cuesta arriba: es preferible quedarse un poco corto que no pasarse, puesto que eso supondría dificultar su retorno cuesta abajo con un nuevo golpe. Tenga en cuenta que los putts cuesta abajo son más complicados ya que requieren un juego más suave y mucho más preciso.

– En un green desnivelado: apunte hacia el lado más alto del agujero.

– En putts cuesta abajo: para evitar pasarse, golpee la bola con la punta del put, no como hace habitualmente con el centro. De esta forma la fuerza del golpe quedará aminorada

– Cuando existan dos desniveles en el green: debe prestar atención al más próximo al hoyo, la bola irá con menos velocidad y cualquier impedimento tendrá más efecto.

3887_putt_300x225– Un putt directo que deja la bola muerta a tres metros del hoyo no será de ayuda para el golpe siguiente, sin embargo si logra alcanzar el hoyo aunque sea de forma desviada, se facilitará enormemente el siguiente golpe.

– Analice el terreno en el que se encuentra el green:

– En greens de terreno muy rápido, utilice un hierro medio que le permita aligerar el peso.

– Si se encuentra en un green de terreno blando, lento (sobre todo después de la lluvia), opte por un hierro pesado.

– Antes de golpear la bola estudie los contornos del green y conviértalos en sus aliados. Tómese su tiempo para realizar estos análisis, habrá podido comprobar que todos los profesionales lo hacen y eso les reporta la calma y confianza necesarias ante un golpe de importancia.

Por último, el consejo más útil de todos, pero en ocasiones el más difícil de conseguir en el campo: SIENTA EL GOLPE, trate de visualizarlo previamente, analice la caída del green, la velocidad… y trate de sentir cómo le golpea a la bola teniendo en cuenta todas estas características previamente analizadas. De esta forma cada golpe se convertirá en una experiencia que sin duda resultará de gran utilidad en el futuro.

La colocación de la bola en el tee

golf (130)Si usted coge calles de manera irregular, antes de buscar otras soluciones más drásticas (modificar el swing, comprar un nuevo driver…) pruebe simplemente a modificar la posición de la bola.

Normalmente si juega con la bola demasiado retrasada, deberá probar por tanto a adelantarla. Puede que usted piense que su bola ya está lo suficientemente adelantada, pero si no consigue los resultados deseados, no será así, pruebe a alejarla algo más y notará la diferencia.

Para que tenga una referencia, lo correcto es colocar la bola a la altura del talón izquierdo.

Este sencillo gesto provocará modificaciones en su swing que trabajan en favor de mejorar sus resultados:

– En el address: el lado izquierdo sentirá el estiramiento adecuado.

Si la bola no está adelantada, el lado izquierdo no trabaja correctamente y los hombros tenderán a apuntar hacia la derecha del objetivo o exagerarán el slice.

– En la salida: el driver se mueve hacia atrás, haciendo más fácil el giro de la parte superior del cuerpo. Si los hombros están bien nivelados, el palo se sube recto, el peso queda a la izquierda y la cara se cierra de inmediato.

– En el backswing: adelantar la bola le facilitará la realización de un giro completo, lo que sin duda aportará mayor velocidad a la cabeza del palo. Si la bola está adelantada, no tendrá tiempo para conseguir ese efecto.

– En el downswing: si la bola no está adelantada, sentirá que el palo impacta en la bajada, lo que provocará que heche el cuerpo hacia atrás y, para evitar pegar en el suelo, terminará “cucharando” el golpe con las manos. El resultado: pushs y hooks, golpes que muy raramente cogen calle.

Además de la posición de la bola, debe vigilar la altura a la que la coloca. En la actualidad dispone de drivers con cabezas de gran tamaño que le permite lanzar la bola en la subida. Para que esto funcione a la perfección, es necesario colocar la bola más alta en el tee, haciendo que sobresalga casi la mitad de la bola por encima de la cara del palo.

Por supuesto lo más importante es que intente buscar el punto dulce (donde no sienta nada en el impacto), por lo que tal vez deba practicar con diferentes alturas del tee hasta conseguir la ideal en su caso.